CORREO DE CONTACTO

jueves, 6 de junio de 2013

Elisabeth, emperatriz de Austria-Hungría


AUTOR: CASO, Ángeles

Fue rebelde, insatisfecha, melancólica y testaruda. Solitaria y maniática. Jamás se doblegó a ninguna imposición. Detestó los palacios y la corte. Odio las convenciones y las normas. Despreció la frivolidad. Huyó de las ceremonias y los actos sociales. Se resistió a ofrecerse en espectáculo al público y ocultó su rostro bajo velos y grandes abanicos. Desdeñó a los nobles, a los reyes, a los militares y a los papas. Se confesó anticlerical, antimilitarista y antimonárquica. Creyó que el matrimonio era una esclavitud. Respetó a los locos. Hizo gimnasia todas las mañanas y bebió grandes jarras de cerveza en las tabernas. No apreció mucho la vida".

Nº DE REGISTRO: 5445

No hay comentarios: